INSOMNIA

“Estaba pensando en chicas excéntricas”, dice Virginie Viard sobre su colección de alta costura de otoño para Chanel. En particular, Viard recordaba a Karl Lagerfeld yendo de fiesta con su musa, la princesa Diane de Beauvau-Craon, quien cuando era una debutante adolescente, se hizo un corte americano para darle un toque punk al bonito pero detestado vestido rosa que su madre había elegido para su baile de presentación. “La vida con ella a mi alrededor es lo ideal para mí”, dijo Lagerfeld de Beauvau-Craon cuando habló con Vogue (“La chica del campo”, junio de 1990), “porque la vida nunca debe ser plana. Ella da un espíritu ligero, pero es profundamente espiritual”.

Las únicas joyas de fantasía utilizadas en la colección son las piedras cabujón de Goossens. Viard usa esas joyas icónicas de inspiración bizantina como elementos de bordado en una chaqueta de tweed en blanco y negro. El tweed tiene un gran protagonismo en la colección para el día y la noche: una túnica hasta la rodilla que se lleva sobre unos pantalones con perneras, por ejemplo, o un minivestido con el tradicional ribete trenzado de Chanel rediseñado en pedrería.

More from Perla Montelongo

ECO-lógica abre en Torreón

Acompañamos a las hermanas Bayón en la apertura de la tienda ECO-Lógica en Torreón;...
Read More

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *